Loading...
Mini Amandita 2018-09-30T19:10:05+00:00

Project Description

UNA MINI CAPRINA

Amandita se ganó rapidamente el apodo de “Mini”, al haber nacido pequeñita y con bajo peso. Fue rescatada por una joven amante de los animales en Lampa, quien llegó a ella a través de un conocido de una explotación de cabras. La joven la quería mucho, sin embargo, dado que fue separada de su madre tan joven, su delicado estado de salud y los intensos cuidados que iba a requerir, estuvo de acuerdo en que empezara una nueva vida en el Santuario.

Apenas nos subimos al auto para volver, Marisol grabó este vídeo presentando a pequeñita.

Nuestra primera parada fue el veterinario, y luego nos quedamos toda la noche vigilando que recibiera la hidratación que necesitaba. A veces, para salvar una vida, hay que ver amanecer dos veces la misma jornada. Al día siguiente Marisol, emocionada hasta las lágrimas, tenía una gran noticia que contar.

Si bien el futuro traería muchos altos y bajos en la salud de Mini Amandita, ese fue el momento preciso en que supimos que ya no estaba con alto riesgo de morir. Nuestro corazón suspiró de alivio. Nuestra mente pudo descansar y prepararse para todo lo que iba a venir.

DESCUBRIR EL MUNDO

Fue muy bonito haber sido testigo de cómo, una vez Mini Amandita se sitió mejor, empezó a interesarse por el mundo que la rodeaba. Allí se acercó a Domingo y Don Julio, quienes fueron sus primeros amigos, y empezó a seguirles sus pasos ¡Aún cuando estos pasos iban hacia arriba!

Pronto se sumaría la recién llegada Emilia a la lista de amigos de Mini Amandita. Fueron semanas hermosas y difíciles, donde el cuidado de los cuatro bebés era todo nuestro mundo, y nosotros de igual forma, éramos todo para ellos.

Mini Amandita y su primer grupo de amigos con los que compartió en la zona de cuidados especiales.

ALTOS Y BAJOS

Mini Amandita estaba mejor que nunca, hasta que de un día para otro empezó a presentar síntomas de fibre, dolor e inapetencia. La llevamos al veterinario e iniciamos un tratamiento, pero el cuerpo de Amandita no parecía responder, y tuvimos que volver para examinarla en profundidad y ajustar su tratamiento.

Tomó varios días seguidos de preocupación, alerta, cuidados intensivos, exámenes y ajustes al tratamiento para que Mini Amandita comenzara a sentirse mejor. Al mismo tiempo, acabábamos de rescatar a Benito, quien también llegó muy enfermo. Don Julio, Domingo y Emilia estaban ocupando la zona de cuidados especiales del santuario, así que habilitamos en nuestra casa otra zona de cuidados especiales para los enfermitos.

CUIDADOS EN CASA

Cuidando a los bebés en casa. Luego de una larga noche de trabajo, se termina con una sensación de cansancio extremo y satisfacción 🙂

BIENVENIDO A MI CORAZÓN

Mini Amandita y Benito viven semanas intensas de cuidados en casa, a las que se une la corderita Lucy, que recién había sido encontrada botada en el campo. Fueron días donde Mini y Benito estrecharon un profundo vínculo de amistad y compañerismo. Por otra parte, los antiguos amigos de Mini Amandita Don Julio, Domingo y Emilia, comienzan a vivir fuera de la zona de cuidados especiales, lo nos permitió traerlos al santuario y seguir su proceso aquí.

AMADRINA

Madrinas y padrinos son el corazón del Santuario. Porque es gracias a su solidaridad y gran corazón que este refugio ha podido seguir rescatando animales, darle los mejores cuidados y contar sus historias de vida para promover el respeto y la compasión.

AMADRINA
Bitnami